Salinas aparece en todos los escándalos de fraudes mil millonarios junto a políticos y empresarios


Ante la ausencia de investigaciones del poder judicial, analistas aseguran que la élite política que construyó con las privatizaciones ha sido ’su escudo protector’.

Salinas aparece en todos los escándalos de fraudes mil millonarios junto a políticos y empresarios

3,661 vistas

Junio 25, 2019 03:07 hrs.
Gobierno Nacional › México Ciudad de México
Dulce Olvera / Sin Embargo › Emmanuel Ameth Noticias

El gobierno del ex Presidente Carlos Salinas de Gortari (1988-1994), caracterizado por el ’remate’ de bienes públicos que enriqueció a los actuales magnates, dejó semillas que, junto con escándalos de familiares, han brotado estas últimas semanas. La falta de reacción judicial de la actual administración es explicada por analistas políticos como muestra de la red de complicidad de la élite política-económica que construyó con las privatizaciones.

A inicios de abril, el priista celebró su cumpleaños 70 en su residencia en Bosques de Tlalpan, entre mariscos y compañía del ex Presidente Enrique Peña Nieto, el líder petrolero Carlos Romero Deschamps, el Ministro Eduardo Medina Mora, varios ex secretarios de Estado y otros miembros de la élite.

Luego explotaron los escándalos de la secta sexual NXIVM, donde participaron sus hijos Emiliano y Cecilia Salinas Occelli, y la compra irregular de plantas fertilizantes de Petróleos Mexicanos (Pemex) vendidas en su gestión, como Fertimex.

’Desde Salinas hasta Enrique Peña Nieto empiezan a mandar los tecnócratas y se combina con la decadencia de nuestro país, porque es una élite que se aleja de la sociedad, prioriza a los empresarios y hace negocios a gran escala’, aseguró José Fernández Santillán, analista político del Tecnológico de Monterrey.


’José Córdova Montoya era el poder tras el trono. Era el Jefe de la Oficina de Presidencia, el super Secretario que daba las órdenes a los Secretarios de Estado. Acumuló un poder brutal y muchas de las irregularidades o de la política de bajos fondos la manejó él. Era un hombre peligroso y perverso, enemigo de Luis Donaldo Colosio’, señaló Fernández.

Enrique Toussaint Orendain, analista político de la Universidad de Guadalajara, agregó que este proceso de privatización del sistema bancario, la industria siderúrgica y Teléfonos de México ’le sirvió para construir una élite económica que sigue mandando en el país y que apoyó a los mismos proyectos políticos que les aseguraban sus ganancias y el control de la riqueza’.

’Carlos Salinas ha tenido un escudo protector muy importante durante los últimos años. Vicente Fox Quesada (2000-2006) no lo tocó ni con el pétalo de una rosa, Felipe Calderón Hinojosa (2006-2012) tampoco, y es porque aunque eran de partidos distintos, los intereses económicos y empresariales eran los mismos. Después llegó Enrique Peña Nieto (2012-2018) que es del centro político de Salinas’, expuso Toussaint.

En 2014 y 2015, Salinas de Gortari también tuvo su huella en el derrame de la mina Buenavista del Cobre de Grupo México, vendida en su sexenio a la familia Larrea, y un nexo con la Reforma Energética a través de Sierra Oil and Gas.

’Esta red de complicidades se traduce en impunidad’, dijo Hervey Rivera González, politólogo de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP). ’Impulsó a una clase empresarial e intelectual. Si diseñáramos una red, él estaría ahí. No sé si en medio o arriba, pero sí en un lugar muy preponderante’.

Aunque, evocó, su hermano Raúl Salinas fue a quien le costó la cárcel.

JUSTICIA SELECTIVA O PREVENCIÓN

Durante sus periodos de campaña, el Presidente Andrés Manuel López Obrador señaló reiteradamente a Carlos Salinas como el líder de “la mafia del poder” o “el padre de la desigualdad”.

Pidió enjuiciarlo por la privatización de bienes públicos, así como por la generación de pobreza y violencia derivadas del periodo neoliberal que arrancó en su gobierno a la par del Tratado del Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) en 1994.

“Todo esto se provoca desde la época de [Carlos] Salinas, desde que intensificaron la aplicación de la llamada política económica neoliberal. Dejaron su apoyo al campo, se dejaron de crear empleos, se abandonó a los jóvenes y se descompuso la situación económica y social, eso es lo que ha llevado a esta inseguridad y violencia”, expuso López Obrador en Tepezala, Aguascalientes, el 22 de abril de 2016, un discurso que ha continuado ahora como Presidente de México en sus conferencias matutinas y mitines por el país.

Andrés Manuel también le pidió a Salinas que hiciera pública su declaración patrimonial, fiscal y de posibles conflictos de interés. “¿Cuánto tiene en acciones? ¿Cuánto dinero tiene? ¿Cómo es que se mueve en avión privado?”, cuestionó desde Valladolid, Yucatán en agosto de ese año.

“A Carlos Salinas de Gortari jamás se le ha tocado ni con el pétalo de una rosa”, añadió.

Pero ya como Presidente, López Obrador ha dicho que solo se hará la consulta para enjuiciar a los ex mandatarios “si es mucha la exigencia” de la ciudadanía. “No creo que sea lo mejor la persecución o apostar al castigo de los responsables del fracaso del modelo neoliberal”, dijo el jueves en su conferencia matutina.

El analista José Fernández Santillán ve en ello una justicia selectiva. “Él decide a quién se le aplica la ley y a quién no. Pone a funcionar aquello que decía George Orwell: ‘todos somos iguales, pero hay unos más iguales que otros’. Entonces, en México hay impunidad. Y la gozan los ex Presidentes”.

Para el analista Enrique Toussaint es más un acto de prevención y enfatizó que las consultas ciudadanas son para decidir políticas públicas y no acciones judiciales.

“Si se mete de fondo a tratar de mostrar los casos de corrupción de las décadas pasadas, se quedaría atorado porque su proyecto de gobierno y las políticas públicas enfrentarían muchísimos problemas ya que esta élite se va a mover con tal de desestabilizar. Les mandó la banderita blanca. Los exhibe públicamente, los amenaza, pero hasta ahí porque es gente muy poderosa”, observó.

El economista Salinas de Gortari, en entrevistas televisivas y conferencias en universidades, ha asegurado que los recursos obtenidos por las privatizaciones se emplearon para pagar parte de la deuda interna y para más gasto social sin déficit fiscal, lo cual, dice, está documentado en informes del Banco de México (Banxico), de instituciones internacionales y recibos a la Tesorería de la Federación.

Un artículo de Emilio Sacristán Roy, economista de la UNAM, establece que las etapas de privatización en México, derivada de las recomendaciones del Fondo Monetario Internacional (FMI) y la desilusión por el Estado Benefactor, son tres: de 1984 a 1988 con Miguel de la Madrid Hurtado; de 1988 a 1999 con Carlos Salinas por la venta de la siderurgia, banca y teléfonos; y de 1995 al 2000 con Ernesto Zedillo Ponce de León con la entrega de los ferrocarriles.

Salinas también ha declarado que tras el TLCAN se tomaron “malas decisiones” y culpa a su sucesor Ernesto Zedillo de la crisis económica de 1995. En 2017 dijo que la inseguridad, la injusticia y el insuficiente crecimiento económico, además de los problemas de transparencia, son los conflictos internos del país.

LA FAMILIA Y LA RED NXIVM

Emiliano y Cecilia Salinas Occelli, hijos del ex Presidente Carlos Salinas de Gortari, resaltan con camisas verdes mientras bailan en coreografía y luego cantan “Las Mañanitas” por el cumpleaños del líder de la secta sexual NXIVM, Keith Raniere, declarado culpable por tráfico sexual, trabajo forzoso, extorsión, robo de identidad, lavado de dinero y crimen organizado, muestra un video difundido en redes sociales.

El festejo fue el 26 de agosto del 2016, de acuerdo con el periodista Frank Parlato.

Emiliano laboró por 15 años en Executive Success Programs (ESP), una empresa en México ligada a esta secta, dedicada a generar correos para desacreditar a los enemigos del grupo o a quienes deseaban salirse, de acuerdo con el testimonio de un agente del FBI durante el juicio, y fue declarado cómplice del gurú por la Fiscal Moira Kim.

“Que un hijo de un ex Presidente sea capaz de participar en una red de maltrato, secuestro y violaciones retrata a una élite descompuesta y corrupta”, dijo el analista de la Universidad de Guadalajara, Enrique Toussaint.



El hijo de Salinas declaró el 23 de mayo en una carta que decidió abandonar la organización que marcaba a mujeres al conocer las “atrocidades” que cometía la secta sexual “DOS”, acrónimo en latín para “Amo de las compañeras obedientes”, creada en 2015 en el marco de NXIVM, establecida al norte de Nueva York.

Su hermana Cecilia Salinas era licenciataria de una escuela creada por el acusado Raniere llamada Raimbow Cultural Garden que ofrece educar a los niños de preescolar en siete idiomas. Además, posee los derechos de Jness, un programa de NXIVM creado para presuntamente empoderar a las mujeres, documentó un texto de Aristegui Noticias.

Raniere, de 58 años, estaba en prisión desde su arresto en México en marzo de 2018.

“Durante las pasadas siete semanas este juicio ha revelado que Raniere, que se describía a sí mismo como sabio y genio, fue en realidad un maestro manipulador, y el jefe criminal de un culto que actuaba como organización, involucrado en el tráfico sexual, pornografía infantil, extorsión, abortos obligados, que marcaba con sus siglas, degradaba y humillaba a sus víctimas”, dijo el Fiscal federal Richard P. Donoghue.

En Estados Unidos está siendo investigado, no así en México, destacó el académico José Fernández Santillán.

“La pregunta es a qué le temen las autoridades mexicanas. El Presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que no importaba qué tan alto fuera el funcionario y nadie por encima de la ley, que implica a los ex Presidentes de la República e hijos. Es hora que lo demuestre y se pida el expediente o coadyuve en las investigaciones”, dijo.

LAS PLANTAS CHATARRA DE PEMEX

El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que se investigan plantas de Pemex privatizadas durante el gobierno de Carlos Salinas de Gortari y que fueron adquiridas en el sexenio pasado, en el marco de señalamientos de compra-venta de las plantas con sobreprecio Fertinal y la de Pajaritos que involucran al ex titular de Pemex, Emilio Lozoya Austin (prófugo de la justicia); al director de Altos Hornos de México Alonso Ancira (en España ya sin con orden de aprehensión suspendida) y presuntamente al ex Presidente Enrique Peña Nieto.

El Estado tenía Fertilizantes Mexicanos (Fertimex) que producía el fertilizante necesario para el campo. El gobierno de Salinas vendió sus 13 unidades por 317 millones de dólares en 1990 y después se convirtió en Fertinal. En 2016, Pemex Fertilizantes durante la dirección de Emilio Lozoya pagó 255 millones de dólares por esta planta, calificada como improductiva por la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

“Con la privatización que inicia Carlos Salinas se desmantela Fertimex y posteriormente, esto ya en el gobierno pasado, se toma la decisión de adquirir plantas que se habían privatizado desde la época de Salinas”, planteó López Obrador.

Desde marzo el mandatario anunció que se planea comprobar la compra con sobre costo de Fertinal (antes Fertimex) para presentar la eventual denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR).

El ex Presidente Enrique Peña Nieto es mencionado en una investigación de autoridades de Estados Unidos por el supuesto soborno que recibió por autorizar a Pemex Fertilizantes comprar a sobre precio la planta Fertinal, reveló El Universal basado en una documentación entregada por un informante bajo pena de perjurio al Departamento de Justicia de Estados Unidos. El priista tuiteó que es falso.

En la compra de Fertinal también se adquirieron sus unidades productivas ABSA en Lázaro Cárdenas, Michoacán, y ROFOMEX ubicada en San Juan de la Costa, Baja California Sur, de acuerdo con un comunicado del Consejo de Pemex en 2016. Además, dijo López Obrador, la planta de Camargo, Chihuahua, lleva casi 20 años abandonada.

“Si integramos estas plantas y las rehabilitamos, podemos estar produciendo la mitad de fertilizantes de lo que consumimos. Esa es una opción, pero tenemos que cuidar bien para no echarle dinero bueno al malo, o sea, ver costo-beneficio”, dijo.

En mayo, también se reveló que la planta que Pemex compró en 2014 a AHMSA ubicada en Pajaritos-Coatzacoalcos, Veracruz, fue a sobre precio por 475 millones de dólares, pese a estar en declive.

Alonso Ancira adquirió Altos Hornos de México en 1991 durante el gobierno de Salinas. El Wall Street Journal publicó que la esposa de Ancira era “como una hermana” para Cecilia Occeli, entonces esposa del Presidente Salinas, en cuyo gabinete estaba Emilio Lozoya Thalmann, padre del ex titular de Pemex, Emilio Lozoya Austin.

Después de la venta de la fertilizante a Pemex en tiempos de Lozoya, Altos Hornos de México transfirió más de 3 millones 700 mil dólares a las cuentas de Grangemouth Trading Company, firma offshore de la constructora Odebrecht, de la que salieron los cinco millones de dólares transferidos a Zecapan SA, la offshore en donde se depositaron los sobornos dirigidos a Lozoya Austin, documentó una investigación de la organización periodística Quinto Elemento Lab.

Hace unos días la Unidad de Inteligencia Financiera desbloqueó las cuentas bancarias de AMHSA.

“SOCIO” DE LOS LARREA
En octubre de 2014, dos meses después de que se registrara el derrame de tóxicos de la mina Buenavista del Cobre en los ríos de Sonora, el entonces fundador de Morena, Andrés Manuel López Obrador, dijo en Cananea que Carlos Salinas de Gortari “es socio” del segundo hombre más rico del país, Germán Larrea Mota Velasco (13 mil millones de dólares, Forbes 2018), dueño de Grupo México, porque “le entregó” a su familia esa mina “a un precio de regalo”.

Entre los 15 miembros de Grupo México publicados en la información reportada a la Bolsa Mexicana de Valores no aparece Carlos Salinas.

Lo que es un hecho es que la compañía Mexicana del Cobre tenía una deuda por 2 mil millones de pesos a finales de la década de los 80. Y el 20 de agosto de 1989, Salinas de Gortari declaró su quiebra en cadena nacional y las fuerzas federales tomaron la instalación. Se vendió a Fomento Industrial del Norte, propiedad de Jorge Larrea Ortega, padre del “Rey del Cobre”, por 1,300 millones de dólares y nació Grupo México, compañía de minería, transporte e infraestructura.

“No se conoce mucho, porque ese negocio lo hicieron en secreto”, dijo López Obrador aquel octubre de 2014, por lo que exigió cancelarle la licitación.

En el Consejo de Administración de Grupo México está Claudio X. González Laporte (Cananea, Sonora, 1934) presidente de Kimberly Clark, y el ex Vicepresidente de Asuntos Internacionales de Grupo México era Juan Rebolledo Gout, el ex secretario particular de Salinas.

Grupo México –que ha participado en licitaciones desde el arranque del salinismo en 1988– es la compañía de minería más grande en el país y opera en Perú, Estados Unidos, Argentina, Chile, Ecuador y España.

Su mina estrella es justo Buenavista del Cobre, ubicada en Cananea, México, la tercera minera de cobre más grande a nivel mundial, responsable del derrame de 40 mil litros cúbicos de tóxicos sobre los ríos Sonora y Bacanuchi el 6 de agosto de 2014.

Las autoridades determinaron que el desastre ocurrió por negligencia de la empresa y la obligaron a crear un fideicomiso para reparar los daños, pero los fondos no llegaron a los más afectados y las comunidades siguen reclamando, expone la organización PODER que ha documentado el caso.

La idea de que Larrea debe su riqueza a Salinas, López Obrador la reiteró en el periodo de campañas de 2018, por lo que en una carta el empresario rechazó la estatización de empresas y planteó que el término “concesión” no es sinónimo de corrupción ni de compadrazgo.

SU NEXO CON SIERRA OIL & GAS

Sierra Oil and Gas –en consorcio con Talos Energy y Premier Oil– se quedó con los bloques petroleros dos y siete frente a las costas de Veracruz y Tabasco, durante la primera licitación de aguas someras de la Ronda Uno en abril de 2015.

La firma surgió en 2014 con capital de la empresa Infraestructura Institucional, fundada a su vez por Jerónimo Gerard Rivero, cuñado de Carlos Salinas de Gortari y del ex director de Petróleos Mexicanos, José Antonio González Anaya. Infraestructura fue luego adquirida por la mega firma financiera BlackRock, que se convirtió en una de las principales socias de la petrolera con la Reforma Energética.

En un comunicado, la compañía Sierra Oil & Gas reconoció que cuenta con el aval financiero de Infraestructura Institucional, un fondo mexicano público como inversionista minoritario, pero rechazó cualquier información que insinúa “participación indebida de terceras personas en la empresa”.

En marzo pasado la petrolera alemana DEA Deutsche Erdoel AG adquirió Sierra Oil & Gas, luego de la aprobación de la Comisión Nacional de Hidrocarburos de México (CNH) y la Comisión Federal de Competencia Económica (COFECE). El acuerdo comprende seis bloques de exploración y evaluación en México, incluyendo el jugoso pozo Zama-1.

Ver más

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.