Indigna corrupción de Videgaray y eso que aún falta indagar sobre Osorio Chong


Videgaray Caso fue el ’cerebro’ indiscutible detrás de muchas de las redes de corrupción durante el sexenio de Enrique Peña Nieto, dijeron a SinEmbargo analistas políticos

6,035 vistas

Julio 04, 2019 07:19 hrs.
Política Nacional › México Ciudad de México
Efrén Flores › Emmanuel Ameth Noticias

La corrupción y las irregularidades tuvieron diversos rostros y caminos durante el sexenio pasado. Muchos de ellos, de manera directa o indirecta, fuera de manera local o federal, estuvieron relacionados con el ex Secretario de Hacienda (2012-2016) y de Relaciones Exteriores (2017-2018) Luis Videgaray Caso, de acuerdo con diversas investigaciones del Gobierno federal que aún están en curso.

Los escándalos ya son de por sí grandes pese a que todavía no se comienza a investigar formalmente al exsecretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong, hoy senador plurinominal del PRI.

’Tiene que ser comprobado jurídicamente pero, Videgaray fue como el cerebro de todas estas tramas de corrupción que se destaparon en el sexenio de Enrique Peña Nieto. Cerebro porque es una forma de tomar decisiones de Luis Videgaray, en donde confunde los intereses privados con la toma de decisiones del Gobierno’, dijo a SinEmbargo el analista político de la Universidad de Guadalajara (UdeG) Enrique Toussaint.

’Videgaray como Carlos Salinas son mentes brillantes que, definitivamente, no usaron esa brillantez y esa inteligencia para construir bien público, sino para enriquecerse y plantear una agenda transversal a la del Gobierno. Hasta donde se sabe, Videgaray tenía presencia en todas las secretarías de Estado con fines fieles a él’, dijo a este diario digital el doctor Juan Luis Hernández Avendaño, director de la Facultad de Ciencias Políticas de la Universidad Iberoamericana de Puebla.

El académico refirió que los miles de millones de pesos desviados durante el sexenio pasado ’no se pueden entender en espacios autónomos de corrupción de mandos medios superiores hacia abajo. Los miles de millones de pesos no pudieron perderse sin el evidente conocimiento de la Secretaría de Hacienda. […] Videgaray –como muchos otros– por supuesto que lo sabía; pero también sabía como no dejar huellas o como, eventualmente, no quedar implicado en los grandes saqueos’.

En el caso de Osorio Chong, se habrían ocupado esquemas menos visibles toda vez que jugó un rol en el que no podía mostrar todas sus cartas a Peña Nieto y recurrió a las sombras.

Recientemente, por ejemplo, el abogado del ex director de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, pidió que el Gobierno federal investigue a Videgaray y al ex Presidente Peña por las irregularidades en las compras de las plantas de fertilizante Agro Nitrogenados y Fertinal, entre los años 2013 y 2015.

La petición de Javier Coello Trejo tiene que ver con la inhabilitación y orden de captura en contra de Lozoya, luego de que el Gobierno federal determinara que hubo malos manejos en la compra de las plantas ’chatarra’ que, en el último año de Peña Nieto y según la Auditoría Superior de la Federación (ASF), causaron un boquete de más de 5.1 mil millones de pesos en obras de rehabilitación, derivado de ’pérdidas por deterioro’, ’costos adicionales’ injustificados y adeudos desligados de obras ’debidamente concluidas’.

’Es incomprensible que no hayan citado a quienes aprobaron y autorizaron la compra’, dijo Coello en conferencia de prensa este año, advirtiendo que personas como Videgaray, que formaron parte del Consejo de Administración de Pemex, también tienen responsabilidad en el asunto.

Las actas de Pemex indican que Videgaray fue integrante de dicho Comité durante 2013-2014. Y la Ley de la Empresa Productiva del Estado, en su Artículo 35 establece que, como tal, Videgaray sería “solidariamente responsable” de las irregularidades y daños que puedan ser probados, toda vez que estuviera enterado de los hechos, pero sin actuar para evitar el perjuicio y enmendar el daño.

Para Toussaint, “Luis Videgaray Caso, Enrique Peña Nieto, Emilio Lozoya Austin… toda esta plana mayor de funcionarios del peñismo eran operadores de intereses que buscaban fortalecer la hegemonía del Partido Revolucionario Institucional [PRI]”, a través de “redes de sobornos, moches y contrataciones” que funcionaron durante la primera mitad del sexenio, antes de que las tramas se vinieran abajo.

La manera de operar de Videgaray fue, en ese sentido, un reflejo de la forma de actuar del Gobierno peñanietista que, por medio del dinero de empresas nacionales y trasnacionales, además del desvío de recursos públicos, financiaban una estructura al “viejo estilo priista”, comentó el analista político de la UdeG.

“Si podemos caracterizar al sexenio de Peña Nieto –y eso también explica la victoria de Andrés Manuel López Obrador– es el arribo al Gobierno federal de un grupo político –Atlacomulco– con muchísimos intereses económicos, que protege y ampara a distintos intereses fácticos de nuestro país. El Grupo Atlacomulco del Estado de México, el peñismo, es la culminación del contubernio entre la élite política y la élite económica […] que gobernaban y se protegían en conjunto”, con una forma de enriquecimiento y obtención de recursos caracterizada por el desvío de recursos”.

VER COMPLETO EN SIN EMBARGO

Ver más

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.