Adelfa Zúñiga, 4 lustros de cacicazgo, abusos, saqueo y corruptelas - Sobre la candidata que impulsa Morena para ser legisladora por el distrito local de Actopan pesan diversos señalamientos de abusos en su cacicazgo, a los que ahora se suman demandas familiares - Pachuca - emmanuelameth.com.mx


Adelfa Zúñiga, 4 lustros de cacicazgo, abusos, saqueo y corruptelas


Sobre la candidata que impulsa Morena para ser legisladora por el distrito local de Actopan pesan diversos señalamientos de abusos en su cacicazgo, a los que ahora se suman demandas familiares

6,844 vistas

Mayo 17, 2021 04:17 hrs.
Política Estados › México Hidalgo
Emanuel Ameth › Emmanuel Ameth Noticias

Sobre la candidata por Morena al distrito local de Actopan, Adelfa Zúñiga Pérez, pesan al menos 8 denuncias activas por parte de quienes fueran los hijos y familiares de su difunto esposo, toda vez que a la mala y haciendo uso de la violencia, ha querido apoderarse del patrimonio familiar que en vida les dejó.

Pero los asuntos que la mantienen en procesos judiciales por abusar de sus propios familiares es sólo la punta del iceberg, pues durante 4 lustros que ejerció un cacicazgo sobre El Arenal, Hgo., siempre se vio envuelta en la polémica.

Su propia familia la denuncia por robo, despojo, fraude, lesiones, amenazas…

La candidata a diputada local por el distrito de Actopan debe mucho de su poder a los negocios familiares emprendidos por su difunto esposo “El Chapey”, especialmente con aquellos que tienen que ver con el rubro de la educación media superior y superior.

Es así que tras la muerte de su cónyuge, mismo que fuera alcalde del municipio de Actopan, ha emprendido una serie de abusos y de acciones legales para quedarse con esas “minas de oro”, así se lleve entre las patas a los primeros hijos de su expareja como a otros familiares y cercanos a este.

Actualmente tiene 8 procesos judiciales emprendidos en su contra por despojo de inmuebles (donde se localiza la escuela), uno de los cuales la tuvo privada de su libertad durante dos meses en el año 2018, si bien la mayor parte de ese tiempo escapó de la justicia aludiendo una supuesta enfermedad que la tuvo hospitalizada hasta que consiguió tener un amparo para enfrentar su proceso fuera de la cárcel. Ella por su parte ha decidido emprender dos juicios como contrataque.

Silvia R. A., una de las sobrinas más cercanas a Chapey, la denunció desde febrero del 2016 por el delito de Amenazas, cuyo expediente remitido a casos masivos es el 12-2016-01173.

En el archivo temporal también existe la denuncia 12-16-05402 interpuesta por el entonces presidente del Tribunal Electoral del Estado de Hidalgo (TEEH) Manuel Alberto Cruz Martínez, por Delitos varios cometidos en la administración de justicia.

En el expediente 12-2018-03559 figura una denuncia en su contra por el delito de robo en agravio de Álvaro I. C., mismo que continúa en integración.

Para librar la acción de la justicia, Adelfa Zúñiga no sólo ha recurrido a sus estrategia jurídica sino a diversas anomalías con las cuales ha querido sorprender a la autoridad.

Es el caso del numeral 07-2019-0872 donde la misma Administración de Justicia le integra un expediente por fraude procesal.

Al verse imposibilitada para despojar por la vía legal a los legítimos propietarios de la institución educativa que fundó su esposo, cometió un delito encauzado al área patrimonial bajo el folio 12-2019-9633.

Pero eso no es todo. Aprovechando que este tenía 6 meses de haber acaecido, Adelfa Zúñiga agredió y causó lesiones a Miriam Ariadna R. G., hija de El Chapey, cuya causal se encuentra en el archivo temporal de la averiguación 12-2019-10933.

Posterior, al no querer abandonar el inmueble (propiedad de la institución, construido con sus propios recursos) del cual quiere apropiarse, aún y con un fallo judicial a favor de la empresa, Adrián V.G. la denunció en el expediente foliado 12-2019-14619 por Desobediencia y resistencia de particulares, toda vez que se desiste a abandonar el lugar para poder quedárselo.

El mismo A.V.G la denunció hace un año por el delito de Despojo con numeral 12-2020-05581.

Como parte de su ofensiva legal, Adelfa Zúñiga denunció por su parte a Omar Leonardo R.G., hijo de El Chapey, por el supuesto delito de amenazas, asentado ello en el expediente 12-2019-10653 además de un supuesto delito de Robo -también en contra de los primeros hijos de El Chapey- bajo el expediente 12-2020-10584.

El resumen de los pleitos legales

Mediante la causa penal número 114/2021, Adelfa Zúñiga Fuentes y Alejandro Chapey Ramírez Zúñiga quieren despojar de un predio donde se encuentra edificado un inmueble (parte del Cenhies) que pertenece a los hermanos de apellido R. G., legítimos dueños a quienes El Chapey dio propiedad.

Desde el año 2000 el Centro Hidalguense de Estudios Superiores S C adquirió el lote 2 de la manzana 23 de la zona 4 de la colonia ampliación Santa Julia en Pachuca, Hidalgo.

En dicho lugar el CENHIES construyó con recursos propios un edificio que desde el año 2010 alberga la Secundaria CENHIES.

En el mes de octubre del año 2018 los indiciados Adelfa y Alejandro Chapey, de manera clandestina, iniciaron perturbaciones en la posesión del CENHIES que culminaron con la construcción de cuartos de hospedaje en su planta alta, impidiendo el uso del CENHIES a esa área, lo que derivó la denuncia 12/2019/9633.

El cacicazgo en El Arenal

El Arenal es uno de los 4 municipios en Hidalgo donde no se ha conocido la alternancia en el gobierno, en parte gracias a la mano de hierro con la que se condujo Adelfa Zúñiga cuando se encumbró en el poder con auxilio de su difunta pareja Leonardo Ramírez Álvarez “El Chapey”.

En una época en la que los aspirantes rechazados por la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) no encontraban alternativas cercanas para continuar su formación, Chapey vio un área de oportunidad de la que nació la institución privada Centro Hidalguense de Estudios Superiores (Cenhies) en 1993.

La escuela tuvo una rápida aceptación, especialmente por las facilidades ofrecidas dada la poca exigencia académica que se requería al menos en un principio, lo que ayudó al político a complementar también su poderío económico. Fue así que en 1994 se convirtió en magistrado en Hidalgo y más adelante estaría detrás de la campaña que le diera la alcaldía a su entonces pareja Adelfa Zúñiga Fuentes, quien a la postre, no soltaría el poder sino hasta 2016, cuando tuvo un rompimiento con el PRI.

La influencia de “El Chapey” se dejó ver no sólo en su natal Actopan y en El Arenal a través de su esposa, sino también en San Salvador.

Durante el primer mandato de Adelfa Zúñiga en El Arenal (2000-2003), los señalamientos sobre el engrosamiento de la nómina mediante sus familiares y cercanos marcaron su gobierno, mismo que no tuvo mayor trascendencia.

Fue en ese periodo sin embargo, que se comenzó a ver el servicio público como otra forma de hacer negocios, condición por la que dejaron las bases sentadas para apropiarse de la Plaza Cívica de El Arenal, la cual era patrimonio del pueblo y la zona comercial más importante de dicha demarcación.

Fue así que comerciantes se manifestaron en el Congreso del Estado en julio del 2003 para denunciar la venta ilegal de la plaza central a un particular para la posterior operación de un restaurante, además de cobros excesivos que elevaron 8 veces el precio que se cobraba a los tianguistas durante la feria anual.

El acto fue consumado ya en el trienio de Arturo Hernández Oropeza (2003-2006), señalado por los pobladores como instrumento de El Chapey para hacer sus negocios en el municipio. El presunto testaferros de Ramírez Álvarez así como de Zúñiga Fuentes usó a su prima de nombre Eva Sánchez para tratar de borrar la evidencia sobre el abuso.

Para que dicho alcalde siguiera controlado por la pareja, incluso le fue impuesto como secretario municipal al hermano de Adelfa de nombre Adolfo Zúñiga Fuentes.

La revista Proceso documentó incluso que días antes a la manifestación “El pasado 20 de julio, un grupo de personas desconocidas, así como autoridades municipales, encabezadas por Ramírez Álvarez, allanaron el domicilio de Miguel López Barrera, al que golpearon brutalmente junto con su hija Ruth López, para apoderarse de sus tierras Junto con las señalados se encuentran personas como Adolfo Zúñiga, secretario municipal; Martín Zúñiga, director de Obras Públicas; Emelia Serrano, síndico procuradora, y Delfino Pérez, delegado de la cabecera municipal”.

En el trienio comprendido entre 2006 y 2009, Adelfa Zúñiga designó como aspirante tricolor a otro de sus incondicionales cuyo nombre es Moisés Serrano Pérez, mismo que se desempeñó como “gerente” de la plaza y que fue evidenciado por cobrar al mismo tiempo una clave de la SEPH.

De humilde profesor pasó a ser dueño, al menos hasta 2019, de 5 propiedades en El Arenal por las que incluso recibió subsidios y apoyos para tener un pago preferente de su predial pese a la riqueza acumulada que obra en un documento oficial expedido en el ayuntamiento de El Arenal hace dos años.

Con el camino a la presidencia municipal allanado por su incondicional Moisés Serrano, llegó el turno a Adolfo Zúñiga Fuentes, quien resultó electo para gobernar el ayuntamiento en el periodo comprendido entre 2009 y 2012, siguiendo con la tradición familiar de hacer de la administración pública un negocio que perdurase durante años.

Posterior al mandato de su hermano llegó el último periodo que estuvo al frente del ayuntamiento Adelfa Zúñiga (2012-2016), quien no dejó pasar la oportunidad de aprovechar el emparejamiento de las elecciones que designó “superalcaldías” -por su periodo de 4 años-.

Fue en ese último periodo que la entonces alcaldesa se autoimpuso un sueldo de 97.7 mil pesos mensuales en uno de los municipios más marginados de la entidad, mismo que incluso era 30% superior al percibido por el gobernador del Estado.

Las prácticas de invadir predios al amparo del poder que ostentaba para así poder incrementar su riqueza no pararon en su última gestión.

Tan sólo en 2015, pobladores hartos de sus atropellos se manifestaron en contra de la familia de Adelfa Zúñiga, quienes se habían apropiado de un pozo que abastecía a la comunidad de El Jiadhi. El enfrentamiento que comenzó en golpes subió de decibeles hasta convertirse en un tiroteo donde dos féminas resultaron heridas con golpes en el rostro por parte de los seguidores de la cacique.

Fue por toda esa serie de actos que incluso el PRI, que en un principio solapaba dichos actos siempre que le repercutieran en votos y el control político de la región, se deslindó de Adelfa e impuso a la poco conocida -pero menos amañada- María Beatriz Peña Reséndiz, lo que provocó que las huestes de la cacique de El Arenal perdiera los estribos y los enviara a manifestarse en diversos escenarios para mostrar un aparente desacuerdo del pueblo.

Con o sin Adelfa sin embargo, el PRI retuvo el municipio pese a que esta operó para su derrota.

Fue así que para 2018 y con previo acercamiento al líder del Grupo Universidad (GU) Gerardo Sosa Castelán, impulsó a la entonces candidata a diputación local por Morena Tatiana Ángeles, misma que renunció a su cargo para competir por la alcaldía de esa misma demarcación en 2020 y consiguió la victoria, pagando el favor a Adelfa Zúñiga al colocar a su hijo Alejandro Chapey Ramírez Zúñiga como Síndico en dicho ayuntamiento. Su otra carta, Adolfo Zúñiga, perdió las elecciones en El Arenal en 2020 compitiendo por el PT.

Hoy, con esos antecedentes y credenciales busca competir precisamente por el lugar que tenía Tatiana Ángeles en el congreso local.

Ver más

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.


Termina tu preparatoria con el examen Ceneval
Apica en todo México, examen en linea, inscripciones abiertas, cupo limitado.
cursoceneval.com.mx